5 series de abogados que te estás perdiendo

Como soy una friki de las series de abogados, vengo a recomendarte mis favoritas

Reconozco que soy una friki en general, pero si hay algo de lo que me encanta hablar es de mis series de abogados. Me gusta compararlas, criticarlas, ensalzarlas, e incluso verlas más de una vez porque la primera vez no entendí nada porque yo no he ido a una clase de Derecho en mi vida, hulio.

Así que esta es mi lista de cinco series de abogados que tienes que ver al menos una vez en la vida (eso, igual dos, porque yo me lío a veces con eso de las Enmiendas y los términos en latín).

  1. Cómo defender a un asesino (How to get away with murder). Quiero empezar esta lista diciendo que HTGAWM no es una serie de abogados. Y antes de que alguien salte a mi yugular o grite un “¡Protesto!” voy a dar mis razones. HTGAWM es una serie que utiliza la excusa de las clases de Derecho y que la protagonista es abogada para colarte una pedazo telenovela que no tiene nada que envidiarle a Frijolito. Todos los personajes tienen relaciones con todos, el fanservice está asegurado. Y luego vemos poquísimo de leyes, juicios o algo que tenga que ver con la realidad. O que al menos parezca tener algo que ver.
  2. Suits. Esta serie la vi hace unos años y me mantuvo muy fascinada hasta casi el final. He de decir que la última temporada no me emocionó, en mi opinión perdió el ritmo o el norte. Eso sí, el episodio piloto es INCREÍBLE, y solo por eso merece la pena. En serio. Tienes que ver el piloto. Y si no te gusta, déjalo todo. Pero garantizo que es buenísimo.
  3. The escape artist. No tienes excusa para no ver esta, porque es una miniserie de tres episodios. Yo soy muy aficionada a las miniseries de la BBC, y esta se ganó tanto mi respeto que la pedí por Amazon Prime para poder tenerla en mi estante hasta el fin de los tiempos. Y en mi estante mi estante hay muy pocos DVDs, así que eso significa algo. Will Burton, que es un abogado de moral cuestionable, deja en libertad a un asesino gracias a un tecnicismo. Pero al asesino no le cae bien Will. Ved esta serie. Por favor. Y el actor principal es David Tennant, así que no necesitas más excusas para verla.

  4. American Crime Story (O. J. Simpson). Técnicamente no es una serie, sino una temporada. Del director de American Horror Story, cada temporada de American Crime Story es sobre un caso de crimen de Estados Unidos, y son basados en hechos reales. La primera temporada trata del caso de O. J. Simpson, con un reparto increíble. Si te conoces el caso, ya sabes cómo termina (eso es lo que tiene lo de estar basado en hechos reales), pero merece totalmente la pena. Y podéis ver a Ross de Friends haciendo de Robert Kardashian, lo cual es muy confuso pero interesante.
  5. The good wife. Esta serie es mi serie favorita. Y, al contrario que HTGAWM, es una serie de abogados en mayúsculas: UNA SERIE DE ABOGADOS. La trama principal sigue a Alicia Florrick, una abogada que vuelve a ejercer después de casi trece años siendo ama de casa. De esta serie me gustan muchas cosas:
    1. Los personajes. Son totalmente redondos, todos evolucionan. Todos tienen sus luces y sus sombras, ninguno cae en el cliché.
    2. Los casos son -o podrían ser- reales. Los casos de los que se encargan no tienen nada que ver con el “a ver cómo escondo este tercer cadáver mientras me enrollo con mi compañera de clase” típico de HTGAWM. Muchas veces en Twitter he leído sobre casos y he pensado “anda, un caso muy similar ha salido ya en TGW”.
    3. Eli Gold. La serie merece la pena solo por él.
    4. The good fight. Es una serie secuela, sigue a uno de los personajes de The good wife (igual que Better Call Saul de Breaking Bad). Pues es maravillosa. Menuda segunda temporada acaban de darnos. Madre mía. Increíble.

Estas son mis series imprescindibles de abogados. Puede parecer que HTGAWM no me gusta, por lo mal que he hablado de ella. Y tenéis razón. Pero creo necesario verla para poder compararla con el resto de PEDAZO SERIES que son las otras cuatro.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *